SELLO | EPIFANÍA CATEDRAL DE HUESCA Y NAVIDAD

EPIFANÍA CATEDRAL DE HUESCANAVIDAD

DATOS TÉCNICOS DEL SELLO

Fecha de puesta en circulación: 31 de octubre de 2007

Procedimiento de impresión: Offset

Papel: Autoadhesivo fosforescente

Formato de los sellos: 40,9 x 28,8 mm (horizontales)

Efectos en pliego: 20

Valores postales: 0,30 y 0,58 €

Tirada: Ilimitada para los dos motivos

INFORMACIÓN SOBRE EL MOTIVO DEL SELLO


En las emisiones dedicadas a la Navidad, hallan presencia alternativa asuntos que simbolizan la festividad navideña y temas pictóricos clásicos recreados en obras de importantes artistas.

El ilustrador, dibujante y escritor, Joan Ferrándiz i Castells (Barcelona, 1917-1997), se formó en la Escuela de Bellas Artes de Barcelona. Es conocido, internacionalmente como ilustrador de temas navideños. También ha ilustrado numerosos cuentos, dibujos animados y libros infantiles. Sus bellas ilustraciones han quedado para la posteridad reunidas en diversos cuentos y libros “troquelados”, cuyos títulos se acompañaban de juguetes. Ejemplo de ello son: Mariuca la castañera, La ratita presumida y La flauta mágica. Pero sobre todo, donde se ha visto plasmada su creación ha sido en el campo de las felicitaciones navideñas. La mayor parte de los crismas que circulaban por este país durante las décadas de los años 50 y 60 eran de su autoría. Su creación, en esta faceta, se caracteriza por la gran profusión de detalles que aparecen en sus composiciones. El sello que ahora ilustra una obra de Ferrándiz, reproduce un crisma navideño en el que aparecen unos personajes portando elementos que simbolizan la Navidad y que emergen del interior de un sobre destinado al correo aéreo.

La escultura renacentista de Damián Forment (Valencia, 1480, Santo Domingo de la Calzada, 1540), se ve plasmada en este fragmento de retablo que reproduce el sello y que representa la Epifanía. El escultor Forment se formó en el taller de su padre. Tuvo durante el siglo XVI una importante actividad en la realización de retablos. De su autoría hay en Aragón diversas obras. De ahí que el relieve de la Adoración de los Reyes, realizado en alabastro, ubicado en la catedral de Huesca, surgiera como fruto de sus numerosas intervenciones escultóricas en catedrales y templos de tierras aragonesas.

Texto: Francisco Vicent Galdón

Comentarios