SELLO | CATEDRAL DE ÁVILA

CATEDRAL DE ÁVILA

DATOS TÉCNICOS DEL SELLO

Fecha de puesta en circulación: 2 de noviembre de 2005

Procedimiento de impresión: Calcografía y offset

Papel: Estucado, engomado, mate, fosforescente

Dentado del sello: 13 ¾

Formato del sello: 28,8 x 40,9 mm (vertical)

Formato de la hoja bloque: 78 x 105 mm (vertical)

Valor postal: 2,21 €

Tirada: 600.000 hojas bloque

INFORMACIÓN SOBRE EL MOTIVO DEL SELLO

Está dedicada la emisión de Vidrieras, este año 2005, a las de la catedral de Ávila, que aparecen reproducidas en una hoja bloque de 2,21 euros.

Son ya varios los sellos ocupados en esta atractiva temática y recreados en las vidrieras de las catedrales de Sevilla, Toledo, León, Girona y Vitoria, además de las del Alcázar de Segovia y del Hospital Real de Santiago de Compostela. A las mencionadas, se suma ahora la emisión que reproduce las de Ávila. Se enriquece la Catedral con diversas vidrieras realizadas a finales del siglo XIV por autor anónimo, a las que se unen las elaboradas por Arnao de Flandes, Juan de Valdivieso y Diego de Santillana, hacia 1497. En el siglo XVI Hernando de Labia y Alberto y Nicolás de Holanda trabajaron vitrales para este templo. En los siglos XVII y XVIII, también se instalaron vidrieras de autores anónimos. Ahora bien, es Juan de Valdivieso el maestro vidriero que merece nuestro interés, al ser autor de la vidriera que ilustra la hoja bloque. A él se deben los vitrales más importantes del primer templo abulense, entre los que destacamos los cuatro instalados en el hastial norte del crucero que representan a Santa Águeda, Santa Inés, Santa Marta y Santa Catherina, a las que sumamos las de la Capilla Mayor, dedicadas a San Pedro, San Pablo, San Juan Evangelista y Santiago el Mayor. Valdivieso, artista ubicado en Burgos, está considerado como uno de los principales exponentes de la denominada vidriera hispano-flamenca. Influencia que recibió de vidrieros extranjeros y que determinó un proceso de sustitución de las formas del gótico internacional. La presencia de obras flamencas importadas y la labor de artistas europeos en las catedrales de Sevilla y Toledo impusieron un nuevo ritmo y orientación a la vidriera española de finales del siglo XV y principios del XVI. La hoja bloque que ahora emite Correos aparece ilustrada con un fragmento de vidriera que reproduce el rostro de San Pablo, de perfil, obra del siglo XV que se halla ubicada en la Capilla Mayor, de la catedral de Ávila. De esta hoja bloque se realizó una prueba de color.


Texto: Francisco Vicente Galdón

Comentarios